«Los Pumas tienen mucho para dar»

Noriega dialogó con EL DIARIO, en una pausa en la tarea que realizaba juntos a los hermanos Pigni, en el negocio de éstos

El reconocido exjugador de Los Pumas y del seleccionado australiano, es asesor del Jockey y además de comentar sobre su trabajo en el club “Hípico”, con la autoridad que se le reconoce, habló del Mundial que comenzará en pocos días

Noriega dialogó con EL DIARIO, en una pausa en la tarea que realizaba juntos a los hermanos Pigni, en el negocio de éstos
Noriega dialogó con EL DIARIO, en una pausa en la tarea que realizaba juntos a los hermanos Pigni, en el negocio de éstos

Escribe Gustavo Ferradans

Patricio Noriega desde hace algunos días está en la ciudad, trabajando y colaborando con los equipos del Jockey Club. El expilar, que fuera jugador de Los Pumas y el seleccionado australiano, asesora desde hace varios años al “Hípico” villamariense. Este referente indiscutido del rugby mundial, dialogó con EL DIARIO, en una pausa del trabajo de planificación que realizaba junto a Juan y Ricardo Pigni, computadoras y notebooks de por medio, en el mismo negocio propiedad de estos últimos.

Hace varios días que estás por la ciudad. ¿En qué ha consistido el trabajo que venís realizando en el Jockey?

-“Estoy trabajando con todas las divisiones. En primera forma, apoyando a Seba (por Sebastián Dominicci) y a Juan (Pigni) en todos los aspectos de Primera división. Un poco de dirección también, aportando siempre desde mi punto de vista cuáles son las mejores opciones y colaborando con consejos. Con los juveniles, el trabajo consiste en un paneo de todas las divisiones, charlando con entrenadores, con jugadores. Tratando de desarrollar un ámbito y un ambiente dentro del club y de los equipos, para hacer la mejor plataforma para que el jugador crezca”.

¿La idea es que desde juveniles a primera se tenga un sistema de juego similar?

-“Exactamente. Para eso, desde hace varios años, la subcomisión de rugby ha preparado una estrategia en donde, como prioridades, el club juegue en una sola línea, en un solo estilo. Eso es lo que se trata de hacer. Estaré durante toda esta semana (N. de la R.: su trabajo comenzó la anterior). Van a ser en total dos semanas de trabajo. Yo vengo, me instalo en Villa María, me siento muy cómodo”.

¿Actualmente qué estás haciendo?

-“Estoy en Francia. Hasta hace tres semanas estuve trabajando en el Bayonne, un club que dejé, por decisiones propias. Ahora estoy instalado en esa misma ciudad de Bayonne, esperando una nueva oferta de Francia”.

¿Cómo ves la Copa del Mundo, a pocos días de que comience?

-“Después de la gran victoria que tuvimos hace 15 días en Sudáfrica, sin dudas que soy optimista. Estoy contento de lo que ha hecho el rugby argentino en sus últimos tres años; con esta incorporación al Cuatro Naciones, una situación histórica. Luego de tantos años de amateurismo, que haya un equipo profesional y en el Súper rugby es un logro que obviamente, alegra a todo el mundo, da la oportunidad de tener a los All Blacks acá todos los años, entre otras cosas. Y nos da algunas sonrisas como haberle ganado a los Springboks este año. Es fruto de un trabajo a largo plazo y sin dudas que la calidad de los jugadores existe. Hay un recambio natural que se está dando y el equipo sigue rindiendo bien.

¿Con qué expectativas ves la actuación de Argentina?

-“Va a ser duro, sin dudas. Para mí, le tengo fe. El equipo tiene mucho para dar. Pero quiero ser medido en mis palabras, tratar de no quemar al equipo. Es una competencia dura, es en Inglaterra, hay que viajar. Pero los jugadores están acostumbrados a jugar en Europa, la gran mayoría ha jugado allá. Hay que ir partido a partido”.

El argentino por lo general es muy exitista. Le reclama al seleccionado de fútbol ser campeón del mundo por tener en el equipo a los mejores jugadores de Europa; que la selección de básquet juegue mejor que la Generación Dorada. ¿Sentís que a este grupo se le pide que repita lo que pasó en el Mundial de Francia 2007?

-“Creo que hay que saber medir. Todos los argentinos somos ganadores, y por eso somos exitistas. Pero no nos olvidemos que el primer equipo profesional argentino tiene tres años. En Australia, donde yo trabajé muchos años hay profesionalismo desde 1970, si bien en 1995 fue blanqueado por la IRB, en Nueva Zelanda, Sudáfrica, Australia y Francia, hace 45 años que hay profesionalismo. Hay que tener los pies sobre la tierra cuando se mide. Obviamente es duro, porque hay sponsors, hay dinero, y hay que ganar. Pero hay que saber que los jugadores dejan todo por la camiseta, que no importa el resultado, los jugadores dan la vida por la camiseta y eso es importante”.

Se entiende que no hay muchas posibilidades de sorpresa, de quién pueda ser el campeón…

-“Los All Blacks, seguramente. Después de toda esta racha que tuvieron en los últimos años, dicho esto por Zinzan Brooke, Phill Patrick y Robby Dinks (jugadores históricos del seleccionado de Nueva Zelanda). Hace un mes atrás estuvo con Dinks y me decía que para él, de los últimos 12 años, estos son los mejores de la historia de los All Blacks. Esta camada, sin dudas, sigue siendo el candidato. Los Pumas van a debutar contra ellos, será una buena medida”.

 

Yo soy

Patricio Noriega
Nació el: 22 de octubre de 1971, en Buenos Aires
Apodo: Pato
Exjugador de rugby. Comenzó su carrera en el Hindú Club y debutó en 1991 en Los Pumas en un partido ante Paraguay. Jugó dos Copa del Mundo de Rugby (1991 y 1995). Posteriormente, en 1996 emigró a Australia para unirse al Súper 12, en el equipo de los Brumbies ACT. Después de un par de temporadas, se le ofreció jugar en los Wallabies y debutó ante Francia en 1998.
No pudo jugar el Mundial de Rugby 1999, para Australia, debido a una lesión en el hombro poco tiempo antes de esa copa.
En 2000 jugó para el equipo francés Stade Français, y poco después volvió al Súper 12, para jugar en los New South Wales Waratahs en Sydney en 2001. Jugó su prueba final ante Wallabies en 2003 y en marzo de 2004 se retiró debido a una lesión de espalda crónico.
Jugó 25 partidos en Los Pumas y 24 en Wallabies australianos.
Luego se convirtió en el entrenador en jefe de su antiguo Club Hindú, llevándolos a ganar el Campeonato Nacional de Clubes en 2005.
Vienen de dirigir al Bayonne francés.

Print Friendly, PDF & Email