Proyectan “deprimir las napas”

Los trabajos no cesan para estar preparados por posibles lluvias que puedan darse el fin de semana

Los canales de emergencia apuntan a escurrir las aguas que invadieron y amenazan la localidad, pero el proyecto es atender la problemática de las napas freáticas, hoy a escasos centímetros de la superficie, según explicó el intendente

Los trabajos no cesan para estar preparados por posibles lluvias que puedan darse el fin de semana
Los trabajos no cesan para estar preparados por posibles lluvias que puedan darse el fin de semana

“La obra de canalización que se está realizando es muy significativa, a pesar de que no se trata de la definitiva, ya que es en marco de la emergencia”, calificó el intendente, Carlos Salvático, quien adelantó que cuando bajen las aguas “habrá que iniciar las tareas para deprimir las napas freáticas en la localidad”. En otro aspecto, anunció un nuevo loteo en lo que fueran las tierras conocidas como “Campo Truccone”.

Salvático explicó que “el canal que se está abriendo tiene una longitud de 1.200 metros, hasta el camino al Jumial y luego se hará un canal de 1.500 por el cementerio hacia el costado de la ruta a Carrilobo. No son definitivos, ese está en estudio de un equipo de especialistas (Gastón Conrero está por Pozo del Molle), trabajando en un proyecto final. Esto es un paliativo que se va a ejecutar ahora (continuando los trabajos iniciados esta semana) y deriva el agua que pasa por el centro del pueblo hasta el canal. No es solución llevarlo a la diagonal Defagó, para no trasladar el problema de unos a otros». En ese marco, justificó que «podría estar ingresando un pequeño caudal que viene por la orilla de la ruta nacional 158 desde La Playosa, pero es mínimo».

 

Salvado

“El agua que cruza la ruta viene por campos y caminos y pudo entrar por detrás del camino a Sancor, pero otra máquina que contrató la Municipalidad realizó un canal de 1.500 metros y prevenimos esa situación impidiendo que afecte a instituciones, como el Hospital, que se encuentra en esa arteria Dr. Raúl Dobric», manifestó el jefe de Gobierno.

 

Cerca de la superficie

El mandatario municipal anticipó que tras la inundación, habrá otra tarea: «Cuando se vaya el agua, quedarán las napas altas (ya sufre esa problemática la localidad). La iglesia ha cedido unos 15 centímetros y esto ha provocado rajaduras en algunos edificios y casas particulares porque hoy en algunos lugares del pueblo tenemos las napas freáticas a 40 centímetros de la superficie”.

“Nos abocaremos a la solución para deprimir las napas colocando bombas depresoras, una, dos o tres, y hay que tener un canal para que las aguas se vayan al este y esta obra quedará para evacuar el agua de las napas», concluyó el intendente.

 

Nuevo loteo

Por último, Salvático anunció que en esa zona donde se realizan los trabajos, precisamente donde se ubica la última calle de la urbanización, denominada Ponciano Truccone, el municipio ejecutará un nuevo loteo que será atravesado por la obra del canal derivador, similar al que existe en Las Varillas, el que atraviesa toda la ciudad.

 

Agradecido

“He tenido que afrontar situaciones gobernando con mandatarios de otro signo político y no he notado la diferencia, me han tratado igual que a los demás y me han dado las respuestas necesarias, y esta vez, porque uno corresponde a esa afinidad desde una buena relación institucional para la gestión, ante los reclamos permanentes cuando comenzó esta catástrofe para Pozo del Molle, las soluciones fueron llegando rápido y conseguimos en pocos días una máquina que ya está trabajando más una bomba arrocera que saca un millón y medio de litros para aligerar la salida del agua del pueblo”, sintetizó el intendente Salvático.

En el mismo sentido agradeció a la legisladora departamental (Río Segundo), Romina Cuassolo, “por haber llegado al lugar y ser parte de las gestiones». Indicó, además, que mantuvo una reunión junto a otros siete intendentes de la zona en la sede del Gobierno provincial “gestionando, y eso nos da una esperanza muy grande». 

Rige alerta verde en Idiazábal

Desde la Municipalidad de Idiazábal informaron en la mañana de ayer que sigue la bajante de caudal del arroyo El Chato, por lo que el estado de situación es “mucho más aliviado y en este momento no existe riesgo para la población” (24 horas antes hubo alerta amarilla). Restan calles anegadas en el barrio sur, pero concluyeron trabajo de refuerzo de “bordos” de contención en toda la localidad y están funcionando con gran eficiencia los canales derivadores, informaron.

Print Friendly, PDF & Email