Díaz es Argentino

Castillo hace todo el esfuerzo para ganar con el cabezazo arriba. Española intentó, pero no pudo sumar en la casa del líder

Con gol del “diez”, El Lobo venció 1 a 0 a Española y es puntero absoluto de la la Zona Centro. “Lanita”,  tocado por una lesión, entró en el complemento, marcó y luego salió

Castillo hace todo el esfuerzo para ganar con el cabezazo arriba. Española intentó, pero no pudo sumar en la casa del líder
Castillo hace todo el esfuerzo para ganar con el cabezazo arriba. Española intentó, pero no pudo sumar en la casa del líder

Escribe Pablo Alonso

Capitán, líder y emblema. Claudio “Lanita” Díaz es eso y más para Argentino. Es la bandera y referente. Tal es así que su presencia frente al Gallego fueron sólo 25 minutos. Entró a los 10 minutos del complemento y a los 34’ y luego de marcar el gol (penal) se volvió a sentar en el banco de relevos del conjunto dirigido por Mauricio Morales.

En un partido chato, donde predominó la lucha por sobre el juego, el último campeón de la Liga Villamariense de Fútbol, logró sacar su chapa ante Española y quedó como líder en la Centro.

“Lanita” Díaz volvió a decir presente, aunque se resintió de una lesión y habrá que ver su evolución
“Lanita” Díaz volvió a decir presente, aunque se resintió de una lesión y habrá que ver su evolución

En la previa, el choque invitaba a la ilusión. Argentino llegaba líder con 13 puntos, mientras que el Gallego villanovense estaba tercero con 10 unidades. Nada de lo que prometían sucedió.

Lo llamativo era ver al Lobo, sin su mejor hombre, Claudio Diaz. El “10”, con una contractura en su pierna derecha no estaba en el once titular y eso, en principio, era un síntoma de alarma.

El primer tiempo fue luchado y trabado por donde se lo mire, no abundaron las situaciones de peligro y las emociones fuertes debieron esperar hasta la mitad del período. Fue cuando Luciano Acosta ejecutó un tiro libre, exquisito y Leonardo Morales voló de manera impresionante para ahogar el grito de gol de Española.

La otra que paralizó algún corazón en el barrio Nicolás Avellaneda, fue cuando a los 31 minutos, Gonzalo Ñáñez, la picó por arriba del arquero Pablo Mansilla y sobre la línea despejó el volante Fabricio Molar. No pasó mucho más. Dos claras por equipo.

El inicio del complemento fue más de lo mismo, la continuación fue la disputa en el centro de la cancha.

En medio de tanta pelea, tenía que aparecer la pausa y la cabeza pensante.

La decisión del director técnico local fue de vital importancia. ¿Por qué? Porque a los 10 minutos, mandó a la cancha al Diez. Sí, “Lana” Díaz, que tenía una contractura en su pierna derecha, tenía la oportunidad de cambiar la historia entrando al juego.

Desde el cerebro y los pies de Díaz, aparecieron las ocasiones. Mientras tanto, Española, no se quedaba atrás y también se animaba. Tal es así, que a los 12 minutos, el goleador, Nicolás Castillo, se quedó con el grito en la garganta porque nuevamente Morales tapaba una jugada clarísima.

El partido, salvo algunos chispazos, volvía a tener un flojo nivel.

Franco Herrera, entrenador Gallego, movía el banco de suplentes para tratar de lavarle la cara a su equipo, pero no obtenía resultados.

Hubo que esperar hasta pasados los 30 minutos para que el encuentro vuelva a tener emociones fuertes.

Luego de que el árbitro José Díaz cambiara sus zapatillas, se vio lo mejor de la tarde. Casualidad o no, es lo que sucedió.

Apenas unos minutos después del cambio de calzado del hombre de negro, el inquieto Manuel Márquez, se metió en el área luego de una pared exquisita, se dejó caer ante la marca y el juez cobró penal.

“Lana” Díaz, ejecutó y no perdonó. Era gol del campeón. ¿Merecido? las situaciones están para aprovecharlas y el Lobo lo hizo. El 10, después del penal, volvió a sentir un tirón y salió. Sólo le bastaron 25 minutos para mostrar su clase y categoría. Agarró la pelota ante un momento difícil y facturó.

Lo que restó del partido fueron varios mano a mano que Argentino no supo aprovechar. Española tuvo lo suyo cuando se jugaba el descuento y Morales, se hizo gigante en el arco local. El árbitro pitó el final y Argentino se llevo tres puntos de oro para mirar a todos desde arriba en la Zona Centro.

La figura: Claudio Díaz

No estaba en su mejor forma física por una molestia en su pierna derecha. En un partido chato y peleado, Lana entro y puso toda su categoría, con poco alcanzó para que Argentino lograra los tres puntos.

El árbitro: José Díaz

Sin complicaciones, el partido fue luchado e intenso. El juez supo impartir justicia. Cobró un penal que dejó dudas por la manera que cayó Márquez en el área. La infracción existió.

Print Friendly, PDF & Email