La CGT local firmó un documento que rechaza las medidas de Macri

La represión a los trabajadores también es cuestionada por el gremio

Entre algunos cuestionamientos, pide de manera urgente que se abran las paritarias y se declara en sesión permanente ante la suba de precios y ajustes en salarios

La represión a los trabajadores también es cuestionada por el gremio
La represión a los trabajadores también es cuestionada por el gremio

La delegación regional Villa María de la Confederación General del Trabajo (CGT) firmó un documento donde rechaza algunas medidas adoptadas por el nuevo Gobierno nacional y que fue presentado en los últimos días.

Conjuntamente con la Regional Bell Ville y los Gremios Unidos del Sur (con La Carlota, Laboulaye y Huinca Renancó), la delegación local marcó su terreno con un texto que, como prólogo, remarca: “No al ajuste contra los trabajadores y jubilados.

No a un pacto social. En defensa del salario. Por la unidad del movimiento obrero”.

El documento completo reza lo siguiente:

“Las Delegaciones Regionales de Villa María, de Bell Ville y los Gremios Unidos del Sur, de la Confederación General del Trabajo, expresan su más enérgico rechazo a las medidas económicas adoptadas por el Gobierno nacional que de la noche a la mañana pulverizaron los salarios de trabajadores activos y jubilados.

Que ante la situación económica y social derivada del aumento indiscriminado de los precios de las mercaderías y de la devaluación de la moneda nacional con el consecuente ajuste sobre los salarios han decidido declararse en sesión permanente y llevar adelante un plan de acción en defensa del salario, de las fuentes de trabajo y de los legítimos derechos e intereses de los trabajadores aquí representados.

Que consideran imprescindible que el Movimiento Obrero restablezca la unidad a nivel nacional sobre la base de una sola estrategia, que es alcanzar la Justicia Social para los trabajadores argentinos.

Reclamamos al sector patronal que termine con la especulación económico-financiera y retrotraiga los precios al 30 de octubre, y le exigimos al Estado mayor control y medidas más precisas para evitar la avivada de los comerciantes.

Que consideran urgente y necesario que el Ministerio de Trabajo de la Nación llame a paritarias anticipadas para que, en esa mesa de negociaciones, se encuentre el modo de eliminar el brutal impacto que la devaluación tiene sobre el ingreso de los trabajadores y sectores socialmente.

También requerimos que el Movimiento Obrero Organizado sea convocado a participar en la implementación de las políticas para el sector y no a un “pacto social” que ponga un cepo a nuestros legítimos reclamos.

Que comprometemos nuestro trabajo en la defensa del país productivo integrado y federal, donde se favorezca el trabajo argentino en condiciones de dignidad, mercado interno fuerte e inclusión social, avanzando hacia una mejor distribución de la riqueza.

Que ratifica la defensa del modelo sindical argentino, que garantiza la unicidad de la representación de los trabajadores en las negociaciones colectivas, evitando la disgregación y el consiguiente debilitamiento de las condiciones gremiales del Movimiento Obrero”.

Print Friendly, PDF & Email