Le sustrajeron alhajas, dinero y electrónicos

Una mujer, empleada de la Cooperativa de La Laguna fue víctima de los ladrones durante el pasado fin de semana, ilícito que fue denunciado, pero sobre el cual la Policía no proporcionó información ni lo ha esclarecido aún.

Ante el requerimiento de EL DIARIO, Viviana Forneris, la mujer damnificada por el robo, explicó que ella se ausentó de su hogar, en compañía de su hija de 13 años, entre las primeras horas de la tarde del sábado pasado y la 1.30 del día siguiente, y fue durante esas horas en la que los delincuentes ingresaron a su casa.

“Cuando llegamos con mi hija encontramos mi habitación y otros lugares totalmente desordenados, por lo que llamamos a la Policía y nos quedamos en la vereda”, ante la probabilidad que los intrusos aún estuvieran dentro de la vivienda.

“Es una situación muy fea la que vivimos”, a la vez que, a más de 48 horas de ocurrida “todavía no tenemos ninguna noticia de la Policía”, expresó la mujer con desánimo.

Forneris apuntó que, entre lo que le sustrajeron los cacos “están las cadenitas de mi hija, algunas alhajas de oro, una tablet y una notebook”, además de dinero en efectivo.

Cuando se le preguntó si el monto del dinero que le sustrajeron era importante, expresó: “Para una empleada como yo seguro que es importante”, aunque no proporcionó cifra alguna.

Según la mujer es posible que el robo se haya perpetrado cerca de la medianoche, porque “cuando entramos a la casa encontramos una botella que aún estaba fresca, como si la hubieran dejado hacía poco en el lugar”, lo cual indicaría que los ladrones habrían estado en el lugar poco antes de que arribara.

Añadió, por otro lado, que los ladrones “hicieron palanca y forzaron la persiana de una ventana que da al patio para poder entrar, aunque se fueron por la puerta del frente, porque había dejado una llave dentro de la casa”.

“Y, como ocurre en estos casos, nadie vio nada, pese a que hay un club cerca” y los fines de semana anda gente por la calle, concluyó en su desconsuelo la vecina de La Laguna que fue presa de los ladrones.

Print Friendly, PDF & Email