Lleva un año y medio un conflicto vecinal en barrio Las Acacias

Largo conflicto. Vecinos no logran convivir tranquilamente. La semana que viene tendrán una audiencia de conciliación en la Auditoría General

El grupo de habitantes de la última cuadra de calle Las Magnolias está cansado de los ruidos molestos y la suciedad, que endilgan a sus vecinos

Largo conflicto. Vecinos no logran convivir tranquilamente. La semana que viene tendrán una audiencia de conciliación en la Auditoría General
Largo conflicto. Vecinos no logran convivir tranquilamente. La semana que viene tendrán una audiencia de conciliación en la Auditoría General

Un año y medio después de que vecinos de la calle Las Magnolias, en barrio Las Acacias, comenzaran a sacar a la luz una convivencia por demás conflictiva, nada se ha modificado.

Familias que residen al final de este barrio volvieron a reclamar por los ruidos molestos que dicen que ocasionan un grupo de ciudadanos que llegaron años atrás provenientes de Paraguay.

Ahora la expectativa está puesta en una audiencia que se realizará el miércoles de la semana que viene en las oficinas de la Auditoría General.

La intención de la defensora del Pueblo, Alicia Peressutti, es generar un espacio de conciliación entre las partes y que puedan poner fin a un larguísimo conflicto que hasta ahora no tuvo atisbo de solución.

Lo que dicen los denunciantes es que “no se puede vivir en paz” porque los vecinos tienen la música a muy alto volumen en horarios inadecuados, gritan y hacen fiestas los fines de semana.

También se quejaron por situaciones de suciedad.

Los paraguayos habían negado todas estas circunstancias cuando en febrero de 2015 habían sido consultados por EL DIARIO, pero sus vecinos continuaron sosteniendo los reclamos.

Sin respuestas hasta ahora por parte del Estado, entonces acudieron a la Auditoría General. En ese marco se fijó una audiencia para el miércoles 18.

“Nosotros no tenemos ningún problema con ellos, sólo queremos poder descansar en paz y vivir bien, trabajamos todos los días muchas horas y es injusto que cuando estamos en nuestras casas no podamos estar tranquilos”, dijo un hombre.

 

Prometen potenciar comedores de adultos

Con la idea de que los comedores de la Provincia no sean sólo un lugar sólo de almuerzo “sino también un espacio de encuentro, socialización, camaradería y felicidad”, la directora General de Adultos Mayores Nely Orioli dijo que este año se realizarán diversas actividades en los cuatro establecimientos que hay en la ciudad.

“El nuevo paradigma del adulto mayor se vincula con un cambio de paradigma que tuvo que ver con las transformaciones culturales de mediados de Siglo XX, después del nazismo. En alguna medida, esto produjo una reconceptualización, posibilitando que muchas minorías puedan entrar en un mismo cuadro de calificación y no de descalificación como había antes”, dijo la funcionaria. “El empoderamiento tiene que ver con cómo se recupera la capacidad de que un sujeto viva de acuerdo a su derecho propio, su autonomía. Básicamente, cuando hablamos de cómo recuperamos poder nos referimos a recuperarlo desde el nivel de la legalidad de votar hasta una multitud de situaciones cotidianas donde uno se da el derecho de gobernarse a sí mismo al decidir qué quiere comer, dónde quiere ir, qué quiere hacer sin estar supeditado a lo que otros van a pensar o decir al respecto”, agregó.

En este marco se indicó que se tiene previsto realizar diferentes talleres en los comedores, como los de folclore, Educación Física, manualidades, tejido y de memoria. Además se está elaborando un proyecto con un equipo de profesionales sobre la Sexualidad del Adulto Mayor y se están efectuando articulaciones con las universidades en asuntos vinculados a la temática.

Las declaraciones de Orioli se dieron en un reciente encuentro de comedores, en el que estuvieron presentes el secretario de Políticas Sociales de la Provincia, Sergio Cornejo y la coordinadora de Adultos Mayores en la ciudad, Rosa Cámpora, entre otros.

Print Friendly, PDF & Email