Mucho más que paredes pintadas

Los talleres de arte en barrio Los Olmos tienen gran convocatoria. Se trata de una forma de acercar valores mediante una actividad lúdica

Villa Nueva – Serán terminados esta semana

En el Centro Integrador Comunitario, niños de un taller de arte reflejan junto a sus familias sus derechos y la diversidad en murales

Dos paredes pintadas son solo la excusa para, en realidad, poder generar cambios, reacciones, concientizaciones. Con estas premisas se está llevando a cabo la realización de dos murales en el Centro Integrador Comunitario de barrio Los Olmos.

En principio, la actividad esta enmarcada en los festejos por el mes de la primavera y el Día del Estudiante, y es llevada adelante con el acompañamiento del área de Salud y Niñez que se desempeñan en el citado espacio municipal.

Pero, en realidad, los participantes activos son los niños del Taller de Arte que tres veces por semana se lleva a cabo en el CIC.

Marcos Sánchez, titular del área de Niñez, Adolescencia y Familia del municipio ponderó que “se convocó a la familia, niños y vecinos que se dieron cita para plasmar en dos paredes del CIC dos murales del autor Milo Locket que es un artista contemporáneo, cuyas obras refieren a cuestiones que tienen que ver con las diferencias, donde hay manifestaciones de niños, familias, sociedad, reflejan lo heterogéneo, lo que tiene que ver con lo inclusivo, lo integral”.

La idea es sumar una propuesta más “a las que venimos trabajando con los niños, que desde lo preventivo y promocional busca empoderar sus derechos”.

Pero, por otro lado, Sánchez destacó que “fue muy gratificante ver a muchas madres y familias completas acompañando a los niños”. “La docente llevó adelante la actividad y convenció que el trabajo con niños y el arte es la forma de reflotar en ellos sus sentimientos más genuinos desde lo lúdico”, puntualizó.

La pintada se llevó a cabo en dos días, y será terminada durante esta semana. “Los niños pudieron manifestar cuestiones que tienen que ver con ellos mismos, fue un gran trabajo y la idea era trabajar la inclusión y aceptar la diferencia. Aceptar que no todo es tan convencional y tradicional”, remarcó el funcionario.

“Fue muy grato ver la predisposición de los niños y mamás activos, colaborando y mostrándose inquietos ante la posibilidad de poner un color u otro, una forma u otra, y que todos somos iguales en la representación. Todos se convocaron ante la misma motivación, que era simbolizar la cuestión de la diversidad en un mural que está quedando muy bello”, cerró.

Print Friendly, PDF & Email