“Queremos volver a tener la mejor Policía”

Ana Becerra, titular del Tribunal de Conducta de la Policía de Córdoba

La funcionaria manifestó que cuenta ya con toda la documentación necesaria en su poder y confía en que no demandará mucho tiempo la investigación. No descarta que haya más implicados y adelantó que está trabajando en el caso la Secretaría de Faltas Gravísimas

Ana Becerra, titular del Tribunal de Conducta de la Policía de Córdoba

“Cuento con el apoyo incondicional del gobernador Schiaretti para llegar al fondo de esta investigación. Queremos volver a tener la mejor Policía en Córdoba y no tengo ninguna restricción para trabajar en este sentido e investigar hasta el fondo de este caso”, afirmó Ana Becerra, la villamariense que es titular del Tribunal de Conducta Policial.

En una entrevista con EL DIARIO, la funcionaria se refirió al escándalo del cobro indebido de adicionales por parte de efectivos de la Departamental San Martín.

“Apenas nos anoticiamos del caso, viajó a Villa María el secretario de Investigación junto a otros tres funcionarios. Dos de ellos se reunieron con el jefe de la Departamental, Hugo Moyano, y con el comisario inspector Mauricio Rantica, que fue quien hizo la denuncia en la Justicia. Los otros dos funcionarios se entrevistaron con la fiscal Silvia Maldonado para trabajar en conjunto y compartir la información que surja de la documentación que retuvieron y que se encuentra resguardada en nuestro poder”, abundó la titular del Tribunal de Conducta.

 

Dos vías distintas

Becerra hizo hincapié en aclarar que “las órbitas de la Justicia y la del Tribunal de Conducta son distintas. La fiscal debe determinar si hay delito o no e imputar o no conforme al resultado de esa investigación para que si hay algún responsable, sea sometido al debido proceso. Por otro lado, el Tribunal de Conducta debe investigar para determinar si se incurrió en alguna falta y en tal caso sancionar, con distintas penas, que podrían ir desde el arresto hasta sanciones mucho más graves”, explicó.

“Aunque la investigación recién comienza, ya tenemos prácticamente toda la documentación en nuestro poder, más los testimonios del jefe de la Departamental, del comisario Moyano y del comisario Rantica, por lo que estimo que no debería llevar mucho tiempo determinar qué responsabilidad cabe en cada caso”, afirmó la funcionaria, quien explicó, además, que “hay que estudiar cada caso por separado. Ya está trabajando en el caso la gente de la Secretaría de Faltas Gravísimas, intentando determinar qué cantidad de efectivos podrían estar involucrados en el caso; si son los que figuran en los medios de comunicación o hay más implicados, o acaso menos, y en qué falta pudo haber incurrido cada uno. Podemos incluso estar ante faltas gravísimas”, señaló Becerra.

 

Secreto de sumario

La funcionaria aclaró que existe sobre el caso un secreto de sumario, por lo que seguramente no trascenderá demasiada información, sin embargo, dentro de la fuerza es evidente que existe nerviosismo, ya que no se sabe hasta dónde llegará la onda expansiva de esta irregularidad ni a quiénes salpicará, ya que ni la Justicia ordinaria ni el Tribunal de Conducta ha descartado de plano que puedan estar implicados tanto agentes como altos funcionarios.

Y cuando se trata de dinero del erario público, las sanciones pueden ser muy duras.

La investigación del caso, entonces, ya va por los dos carriles correspondientes y es de esperar que en poco tiempo más se pueda conocer el resultado de la misma.

Print Friendly, PDF & Email