Azcona renunció al cargo de presidente en la UCR

“Es por un agotamiento personal y político”, afirmó el dirigente, que dijo estar más lejos de las decisiones en el comité por una forma “doctrinaria e ideológica” 

Azcona presentó ayer por la tarde la renuncia al cargo superior del comité radical
Azcona presentó ayer por la tarde la renuncia al cargo superior del comité radical

Pocas horas después de la victoria contundente de Mauricio Macri en la ciudad, el presidente del comité de circuito de la Unión Cívica Radical de Villa María, Daniel Azcona, presentó ayer su renuncia al cargo, en disidencia con la inclinación absoluta del partido hacia el espacio Cambiemos.

La dimisión del presidente no es la primera que se da en el partido por este tema, ya que antes también habían renunciado dos miembros de la comisión.

Al mismo tiempo, en el partido había quienes esperaban, precisamente, el paso al costado de Azcona porque consideraban que estaba lejos de aceptar el apoyo general hacia el espacio de Macri.

Consultado por EL DIARIO, el propio Azcona confirmó anoche que su decisión responde a cuestiones “ideológicas”, más allá de recalcar que se va por un “agotamiento personal y político”.

“El partido tomó otro rumbo y no coincido; mi doctrina e ideología como radical no van de la mano con esa inclinación”, expresó al periodista.

“Hubo un agotamiento en ese sentido y ¿para qué ser un escollo? Era mejor tomar esta decisión”, añadió.

En esa postura, Azcona remarcó que no estuvo de acuerdo con la inclinación hacia Cambiemos, la que “contraviene las convicciones más profundas” y de la que no coincide “para nada”.

“Seguir allí era una forma de tortura que no hacía bien”, sentenció.

Además, indicó que agradeció “a todos los que colaboraron con mi gestión e incluso a aquellos que no han colaborado”.

Vale recordar que la decisión de la UCR de acoplarse al PRO generó polémicas desde el principio y causó mayor ruptura entre varios radicales.

Por lo pronto, anoche, al cierre de esta edición, se debatía en el circuito sobre la renuncia de Azcona y los pasos a seguir.

Print Friendly, PDF & Email