«En Europa no se ve el nivel de participación que se observa aquí»

Naima destacó el interés de las jóvenes de nuestro país por la danza oriental

Hoy brindará tres talleres de danza árabe. Reconocida como directora del Festival Internacional de Menorca, comenta las diferencias con el estilo argentino

Naima destacó el interés de las jóvenes de nuestro país por la danza oriental
Naima destacó el interés de las jóvenes de nuestro país por la danza oriental

En la jornada de hoy, la bailarina, coreógrafa y profesora catalana residente en Menorca, Naima Nez, estará dictando una serie de seminarios de danzas árabes en Villa María.

Dentro de la academia Artes Mundo se desarrollarán los talleres -ya con cupos completos- de “Sólo tabla para niñas” (de 19 a 20), de “Shabbi egipcio para adultos” (de 21 a 22) y “Shabbi egipcio para avanzados” (de 22 a 23).

Vale recordar que Naima (nombre artístico de Vanessa Jiménez, en homenaje a la reconocida Naima Akef), es conocida mundialmente como directora del Festival Internacional de Música y Danza Oriental de Menorca.

En su quinta edición, concretada durante el pasado mes de agosto, participó la bailarina villamariense Belén Rodríguez, quien organizara la visita de la docente española a nuestra ciudad.

En diálogo con EL DIARIO, Naima comentó acerca de sus recientes presentaciones en otros puntos del país (en el marco de su tercera gira por Argentina) y las diferencias de estilos según las modalidades y geografías.

“Estuve hace poco en el Tucumán Belly Dance Fest II, uno de los festivales más grandes del país, y en Córdoba. La verdad es que noté el interés de las chicas por lo que yo mostraba, dado que es diferente a lo que se realiza aquí. En este país predomina un estilo argentino que está más ligado al árabe clásico. Lo que yo ofrezco es más relacionado al estilo egipcio que no es tan estilizado”, precisó.

 

“Falta mayor estudio del folclore árabe”

En cuanto a los talleres que brinda explicó que el “Sólo tabla” refiere al acompañamiento rítmico de acuerdo al instrumento de percusión predilecto (darbuka o derbake). En tanto el “Shabbi”, su especialidad, abona un estilo “más pop, más moderno y de calle”.

Asimismo, aclaró que el afamado “belly dance”, promocionado por la bailarina Jillina, es “más para el show, donde se utilizan músicas, vestuarios y elementos especiales”, mientras que la “danza del vientre” -aunque sea similar- es la adopción particular de los primeros americanos que fueron a Egipto y apreciaron a las bailarinas que movían justamente esa parte del cuerpo.

Consultada sobre el nivel de participación y calidad de las alumnas argentinas, indicó, por un lado, que “en Europa no se ve el volumen de gente que participa en eventos y en certámenes como aquí”. Por otra parte, remarcó como una carencia “la falta de estudio del folclore de las culturas árabes”.

Naima cumplirá mañana un último compromiso en estas tierras (un seminario y una gala en Marcos Juárez), para luego regresar a Menorca, donde deberá iniciar el ciclo lectivo de su estudio de danza Baladi. “Me han tentado a quedarme o a volver pronto a Villa María. Lo voy a pensar”, acotó con simpatía.

Print Friendly, PDF & Email