Generan un basural en barrio Golf

Dos heladeras son parte del paisaje al fondo del Golf, donde los vecinos habían logrado erradicar un basural

Así lo apuntaron vecinos del sector. Sindicaron que el propio municipio es quien habría activado este foco a metros de viviendas y de donde se construiría el nuevo puente. Otros puntos de la ciudad son utilizados para arrojar desechos domiciliarios

Dos heladeras son parte del paisaje al fondo del Golf, donde los vecinos habían logrado erradicar un basural
Dos heladeras son parte del paisaje al fondo del Golf, donde los vecinos habían logrado erradicar un basural

“A las 7.15 (de ayer) vi un camión de la Municipalidad de Villa Nueva llevando ramas, basura y hasta un sillón de dos cuerpos para tirar en el pozo del fondo. Eso colma toda paciencia…”. El relato de un vecino llega a los oídos del presidente de la comisión vecinal, Ramiro Notta, quien confirmó a EL DIARIO que se está activando un basural a cielo abierto en lo que es una excantera en la parte norte del barrio Golf, en contra del río Ctalamochita.

Se trata de la Manzana C (3), donde muchos años atrás se extraían arenas y se ubica justo entre el lecho del río y la cancha donde se practica el golf. “Tengo quejas de quienes lo sufren, tanto la basura que arrojan a metros de casas, como de los camiones que a veces aumentan su velocidad en ese sector y provocan enormes polvaderas. La Municipalidad explicó que tiene la necesidad de rellenar ese pozo (de más de 50×70 metros aproximadamente y más de 5 de profundidad), de limpiar esa zona y que lo haría con tierra, escombros y residuos de la poda, pero pareciera que a su vez tiran otras cosas, a lo que hay gente que suma y se permite arrojar más basura”, relató Notta. En ese sentido, una vecina aportó que “incluso empresas de desmalezamiento de jardines llegan cargados y tiran ahí. No vemos todo lo que traen, pero hay que entender que uno tira ramas y otro viene con un monitor, el otro unas bolsas y así suman la heladera, la cocina vieja, colchones… No se puede creer y después no se sabe cómo parar”.

El presidente de la comisión vecinal aportó que “la limpieza de ese sector, que estaba abandonado y se había convertido en basural, costó mucho, tanto en gestiones como en tiempo y dinero que pusieron los propios vecinos”.

Además, sostuvo que “este daño que se hace al ambiente, quita también la posibilidad de privar de un lugar de esparcimiento para los villanovenses, ya que allí, al final de Barberis y a escasos metros de este pozo, se construiría el nuevo puente. Pareciera un reclamo que queda en la nada, pero es muy preocupante”.

“Desde el municipio nos dicen de llevar adelante una mejora estética en esa zona, pero tampoco condice con lo que se hace”, concluyó Notta.

Contó que arrojaron arena para recuperar el estado de la calle Lago Muster, deteriorada por el intenso paso de los camiones del municipio, que asisten a diario al pozo, pero precisamente esa arteria hoy desemboca en el activado basural.

Print Friendly, PDF & Email