Luchador de Ballesteros Sud alcanzó un título argentino

El “Pitu” posó con los cinturones de campeón y con algunos integrantes de su gimnasio, que lo acompañaron

Luego de tanto remarla, el “Pitu” Angeleri se coronó campeón en la UKA, en Buenos Aires, a los 37 años. “Quería demostrar que podía”, resaltó el padre de dos hijos, funcionario municipal, que tiene un gimnasio y es maestro mayor de obra

El “Pitu” posó con los cinturones de campeón y con algunos integrantes de su gimnasio, que lo acompañaron
El “Pitu” posó con los cinturones de campeón y con algunos integrantes de su gimnasio, que lo acompañaron

A los 37 años, Mariano Angeleri cumplió su sueño el pasado fin de semana: se coronó campeón Argentino de kick boxing y se convirtió en un orgullo de Ballesteros Sud, la localidad donde vive y trabaja desde hace una década.

En Malvinas Argentinas, uno de los partidos del conurbano bonaerense, Angeleri derrotó por abandono en el segundo round sobre el joven Sandro “El Zurdo” Fernández, y se alzó con el título nacional de la Unión de Kick boking Argentina (UKA), una de las entidades más importantes de este deporte en el país.

“Quería demostrar que el viejito todavía puede”, dijo el campeón, con una sonrisa, y acompañado de los integrantes de su escuela Pitbull (donde se desarrolla kick boxing, full contact y boxeo), Diego “El Terrible” Musso, Juan “Gladiador” Oviedo y Luciano “Vengador” Arrieta.

El “Pitu” Angeleri, quien dijo haber comenzado con el full contact a los 15 años, contó que ya no tenía pensado pelear hasta lo más alto porque, antes de cumplir 30, resolvió dejar la actividad. Pero en San Marcos Sud se cruzó con el “profe” Antonio Aliendro, quien lo ayudó a ponerse a punto nuevamente y lo alistó para ser campeón.

“No era fácil; estoy casado, con dos hijos, uno de los cuales estudia en el secundario, y trabajo en el municipio”, reconoció Angeleri. Sin embargo, aseguró que todo fue “por la pasión” al deporte.

“Me encanta el kick boxing, vemos siempre videos, estamos al día y nunca dejamos de trabajar para esto”, indicó.

Claro que antes de ser campeón Argentino, Angeleri tuvo que lograr el título provincial. Y lo alcanzó frente a un rival de Noetinger, en tres asaltos, hasta llegar a definir por el Argentino, que se encontraba vacante.

Ante el “Zurdo” Fernández, un rival de Santa Fe, en la categoría hasta 72 kilos, el “Pitu” tuvo que lidiar bastante y utilizar más los pies que los puños, aunque su estilo sea al revés.

“Me tuve que defender con patadas porque el rival es mucho más joven que yo y se me venía; creo que sintió una de esas patadas porque en el segundo round no pudo seguir más”, contó Angeleri.

En esa misma velada, “El Terrible” Musso, de la misma escuela, debutó con victoria -por puntos- ante “El Duende” Ronan, un rival más experimentado.

Entusiasmado con el título, Angeleri resaltó que está preparando una velada en Ballesteros Sud, para presentar en sociedad a toda su escuela, como así también a peleadores de Santiago del Estero, Tucumán, Santa Fe, San Luis, Buenos Aires y Córdoba, además de Villa María (estarían de la importante escuela de Hugo Vilches).

“La idea siempre es hacerlo con gente especializada, seria, con asociaciones que tengan personería jurídica, como la UKA, para demostrar que este deporte, si bien tiene de todo tipo de personas, también cuenta con gente muy preparada, que respeta las reglas”, expresó el campeón.

Print Friendly, PDF & Email