“Podemos ganarles a todos”

Pablo Castro aprovechó esta semana sin partidos para corregir distintos aspectos técnicos y tácticos

Los Leones jugarán mañana de local en una nueva fecha de la Liga Argentina. EL DIARIO dialogó con el entrenador del club local, que se mantiene invicto en su cancha, pero aún no pudo ganar de visitante

Pablo Castro aprovechó esta semana sin partidos para corregir distintos aspectos técnicos y tácticos

Ameghino jugará mañana su quinto partido en condición de local, donde mantiene su reducto invicto, aunque arrastra la mochila de no haber ganado aún de visitante, en sus seis salidas.

Enfrente tendrá a Barrio Parque, que tiene números parecidos, con cinco victorias y seis derrotas hasta el momento.

Los Leones aprovecharon la pausa de una semana que tuvieron entre el partido del miércoles pasado y el que sostendrán mañana, desde las 21.30 en su cancha, para recuperar jugadores que están con algunas dolencias y corregir aspectos técnicos y tácticos.

EL DIARIO aprovechó la pausa para conversar con el entrenador del equipo local, Pablo Castro, para conocer este momento de Ameghino, en un certamen de mucha paridad y alto nivel de competencia.

-Vienen de una racha adversa, con dos derrotas seguidas, ambas de visitantes. Los resultados logrados no están lejos de lo que se suponía de antemano, teniendo en cuenta lo parejo de la zona. ¿Lo ves así?

-Sí. Sobre todo en esta zona. Barrio Parque nos ganó luego de dos derrotas consecutivas; el otro día Unión venció a Deportivo Norte de Armstrong tras tres caídas seguidas. Es una zona muy pareja y el nivel es altísimo. Nosotros no tenemos que perder de vista nuestro objetivo principal, como siempre lo digo, no estar en zona de descenso o no disputar zona de descenso. Hoy estamos por encima de lo que nos hemos propuesto. Por ese lado estamos muy contentos, obviamente que siempre queremos ganar, estamos mal acostumbrados, que en los últimos años ganamos mucho más de lo que perdimos. Tal vez se hace más difícil lidiar con eso puertas adentro o cada uno de nosotros por el sentimiento, no por la realidad deportiva. Todos los planteles, si uno los agarra y analiza fríamente, dejando el corazón de lado, se dará cuenta de que la mayoría está conformada por jugadores de mayor jerarquía, nombres o nivel que los nuestros y sin quitarnos las ganas o los sueños de ganar. Eso no lo vamos a cambiar, seguimos convencidos de que les podemos ganar a todos. Eso es lo que vamos a tratar de hacer.

-Este paréntesis de una semana sin jugar ¿qué te permitió?

-La forma de planificar el entrenamiento es diferente. Nosotros tenemos programada toda la forma de entrenar cada semana, cuál es más fuerte, cuál es más débil. Cuando trabajamos en un turno o más de un turno. Eso lo vamos analizando de acuerdo a la cantidad de partidos que tenemos en la semana. Ahora tenemos una semana entre partido y partido nos da la posibilidad de corregir detalles que tienen mucho más que ver con la técnica individual, que es lo que creemos nosotros que después va a mejorar al equipo. El sábado, el entrenamiento estuvo basado más en eso. En corregir detalles que vemos que en los partidos nos están costando o pérdidas o tomar tiros forzados o apresurados y que no merecen una corrección desde el lado táctico solamente, sino con una ejecución individual, que es tener una  técnica mejor.

-El que ha visto los partidos de Ameghino observa que por ahí no entran las pelotas y en los entrenamientos pareciera que entran todas.

-Eso suele pasar. Tiene que ver con lo que te decía al principio. Para muchos de nosotros es la primera  temporada en esta Liga, otros vienen de situaciones personales en los equipos en los que jugaban en distintas condiciones. Creo que las presiones internas, al momento que cada uno toma un tiro o no, difieren a la realidad del entrenamiento.

¿La planificación realizada a principios de temporada condice con lo que esperaban del equipo a esta altura de la competencia? ¿Sentís que el equipo tiene capacidad para seguir buscando su techo?

-Estamos en ese proceso de buscar cuál es nuestro techo. Estamos día a día sumando cosas y el equipo está mejor. En el aspecto táctico hemos sumado muchas variantes; técnicamente estamos tratando de sumarles acciones a jugadores que creemos que tienen la capacidad de resolverlas. Lo que nos puede estar faltando es mejorar nuestros porcentajes, que han caído un poco. Una vez que consigamos eso y el equipo se pueda afianzar, creo que tal vez una seguidilla de victorias, eso  tendría que venir y empujar una a la otra o viceversa.

-Lo que han mantenido tus equipos temporada tras temporada es no depender de un solo jugador y son distintos los que pueden sobresalir de un partido a otro.

-Tratamos de conseguir eso; que el equipo pueda sostener algún mal momento, del jugador que podría ser más determinante al momento de anotar o producto de una mala noche propia o de un buen scouting del rival. En la mayoría de los equipos trabajan en función de eso, en distinguir cuál es el goleador del conjunto o cuáles son las dos o tres primeras vías de gol y anular los movimientos fuertes que cada jugador tiene. Nosotros tratamos de complicarle eso al rival y ofrecerle la mayor cantidad de variantes posible al equipo al momento de anotar.

-Faltan menos de tres semanas para que termine la primera parte del torneo, ¿cómo será el trabajo de acá hasta el cierre?

-Nos quedan cuatro partidos de esta zonas, más dos de la primera zona que nos toca viajar a Chaco. Viajamos el 18 y jugamos el 21 y 22 allá. Pero el sistema de entrenamiento lo mantenemos. Estamos trabajando al filo de la máxima exigencia. Tratamos de respetar mucho las pausas y los descansos para tener al equipo en las mejores condiciones. Optimizamos cada  momento que  tenemos para corregir detalles que tienen que ver con lo técnico o lo táctico.

-¿Después de estos partidos vienen unos días de descanso?

-Tenemos un receso. No hemos estipulado el día de regreso porque no tenemos las fechas del Súper 4 ni cuándo se reiniciaría el torneo.

-Con respecto al plantel para jugar contra Barrio Parque este miércoles, ¿cómo están?

-Algunos se están recuperando de algunas molestias. Joaquín Baeza lo estábamos recuperando de una contractura fuerte, por precaución decidimos que el otro día jugara pocos minutos en Córdoba, pero ya está muy bien. Maximiliano Tamburini tiene una dolencia en la espalda, pero es por un problema congénito. El resto están todos bien. 

Ameghino jugará mañana frente a Barrio Parque, desde las 21.30, buscando mantener la racha positiva que lleva en condición de local.

Print Friendly, PDF & Email