Preocupa el consumo de drogas en pequeñas localidades

En su recorrida por la zona, el exministro y candidato a diputado admitió el avance de este flagelo y manifestó que “la droga, la pobreza y la marginalidad son caldo de cultivo para la violencia”

Massei llevó a cabo su recorrida por la provincia como jefe de campaña de Unión por Córdoba
Massei llevó a cabo su recorrida por la provincia como jefe de campaña de Unión por Córdoba

«Hemos recolectado esa preocupación en localidades chiquitas», dijo el exministro de la Solidaridad y candidato a diputado nacional por UNA, Juan Carlos Massei sobre el flagelo de la droga y también indicó reclamos por seguridad.

De esta manera admitió hablar de drogadicción en pequeñas poblaciones, las que viene recorriendo en los últimos meses.

El hombre, que fue además jefe de campaña del electo gobernador Juan Schiaretti, fue consultado por un cronista de EL DIARIO en el marco de actividades de apoyo a candidatos municipales de Unión por Córdoba (UPC) en la zona.

Massei asumió que el mismo equipo de Gobierno, el justicialismo cordobés, conduce la provincia desde hace 16 años (1999) y compartió algunas consideraciones.

Sobre el primer problema planteado, expresó que «esto no lo puede resolver sólo Córdoba como provincia, debemos crear una agencia federal con relación con las policías de las provincias, llevar adelante un programa de radarización en base a un proyecto que está parado. Tenemos a Prefectura y otras fuerzas cuidando el conurbano bonaerense porque entendemos que la droga es caldo de cultivo para la violencia, como lo es la pobreza y la marginalidad, porque vemos que hay lugares copados por el narcotráfico». «Debemos tener una ley de derribo como tienen entre otros países Bolivia, que es socialista, para poder parar los aviones que traspasan la frontera y aterrizan en las tres mil pistas clandestinas del país. Son medidas que se deben trabajar y acompañar a nivel nacional», sentenció Massei.

 

Estructural

La consulta recayó en él porque se entiende estuvo al frente de una cartera sensible del Gobierno provincial relacionada a la estructura social que flaquea ante el avance del consumo de las cada vez más diversas drogas.

«Es necesario hacer frente con diversas obras a la seguridad, porque es la manera de poder tener buenos resultados, apuntando a una serie de factores de solución en cada pequeña localidad, donde la relación del jefe de Policía con el municipio debe ser fluida y todos tomar partido. Crear consejos barriales junto a los centros vecinales e ir resolviendo problemas con los vecinos».

Frente a la relación del consumo y la escalada de violencia, apuntó que es necesario «sumar tecnología, con cámaras en puntos clave y accesos y añadir aparatos para la comunicación con los vecinos para que nos cuidemos entre todos y recrear los lazos, los vínculos que permitan advertir el problema antes que sea demasiado tarde».

«Deben participar la ciudadanía, las instituciones y organizaciones no gubernamentales junto al Estado», agregó Massei.

Pero marcó que «esta es una batalla que debe ir de la mano de lo social», para lo que se debe «contar y trabajar con un Estado presente».

«Consumir, delinquir, consumir. Hay que cortar esa cadena, esa dependencia», propuso.

Insistió en que «en esta problemática es fundamental atacar la situación de la frontera, controlar, con una agencia coordinando». Y en el mismo sentido, fustigó al Estado nacional porque «hace 10 años que no se reúne el consejo de seguridad, que es el ministro de Seguridad de la Nación con los ministros (de las carteras pares) de las provincias».

Franco Gazzoli

Print Friendly, PDF & Email