Sanmar ganó, pero antes sufrió

p60 foto 1
El “Tricolor” se quedó con una victoria donde mostró mucho amor propio para dar vuelta el resultado y festejar sobre el final

En un partido mediocre desde lo técnico, pero emotivo en su tanteador cambiante, los “Tricolores” se quedaron con la victoria sobre el final ante un aguerrido rival. Hubo cuatro expulsados

Escribe:
Gustavo Ferradans
San Martín sufrió más de la cuenta con su “mal de ausencias” y recién sobre el final del partido pudo dar vuelta el resultado y quedarse con un nuevo triunfo, el cuarto en hilera que logra en el Súper 8 de Ascenso.
El “Tricolor” logró una festejada victoria en el barrio Las Acacias, venciendo por 22 a 18 a Carlos Paz Rugby y manteniendo el invicto en esta segunda fase del torneo.
Con ausencias importantes y con varios juveniles que empiezan a foguearse en Primera, el equipo villamariense recién sobre el final pudo quebrar a su rival, con un try penal a los 45 minutos del complemento (en un fallo de Matías Larrahoma que la visita calificó como de un criterio apresurado), luego que los jugadores visitantes giraran intencionalmente el scrum en 5 yardas.
El partido fue parejo y cambiante en el dominio de las acciones. A ambos equipos les costó progresar en campo adversario, más allá del empuje y el amor propio por llegar al ingoal.
El primero en sumar fue Carlos Paz, luego de un penal de Imanol Martínez y en su primera aproximación al ingoal “Tricolor”
A San Martín le costó progresar en terreno visitante y sobre el cuarto de hora, cuando se mostraba más agresivo, llegó el try de Menard tras brillante acción individual.
En el tramo siguiente, el partido fue más parejo, dentro de un trámite aburrido y de bajo nivel técnico.
A los 10 minutos la visita desperdició un penal (desde posición factible) y minutos después volvió a sorprender con un try de Rosales convertido por Martínez para pasar adelante en el tanteador 10 a 5.
A poco del cierre de la primera parte, en dos acciones defensivas simultáneas, la visita quedó transitoriamente con 13 jugadores, producto de dos amonestaciones. Un minuto después, San Martín aprovechó la ventaja numérica y con try de Diego Beletti empató el partido. Segundos después, el que vio la “amarilla” fue Vásquez.
Ya en tiempo de descuento y con mucho amor propio, Carlos Paz acechó durante largos minutos el ingoal del local y al no poder llegar al try, aprovechó un penal, para sacar diferencias de 13 a 10.
El segundo tiempo prometía ser emotivo, pero el partido bajó un tanto más su calidad y por encima de eso, crecieron los nervios en algunos de sus protagonistas.
A los 7 minutos, Marcos Magallanes apoyó un nuevo try para el local, que le permitía adelantarse 15 a 13 en el tablero, pero que Ludueña, en errática tarde con su pie, no pudo convertir.
Bochornoso
Sobre el cuarto de hora, de una acción que parecía no tener mayor trascendencia, terminó en una gresca que tuvo participación mayoritaria de los protagonistas. La acción confundió en la misma montonera a los que buscaron separar y a los que intentaron agredir. Resultado de la bochornosa acción: dos rojas para cada lado, con sabor a poco.
Lo que siguió
Los minutos siguientes tuvieron como protagonista a la visita, pero sin tener la inteligencia, para perforar la defensa del “Tricolor”. Al final, fue Simes quien terminó apoyando el try y otra vez Carlos Paz se ponía adelante en el marcador: 18-15.
En el tramo final del partido, el local buscó la heroica, a pesar de sus limitaciones y falta de contundencia. Ludueña desperdició dos penales sobre los 37 y 39 minutos, pero el “Tricolor” mantuvo la presión. Ya en tiempo de descuento y cuando el local buscaba sumar, con intensidad ofensiva, la visita “giró intencionalmente un scrum” en 5 yardas, y el árbitro falló el try penal. Cinco puntos más para el “Tricolor” que cerró con la “venganza” de Martínez de poder anotar la conversión y Sanmar se quedó con un festejo, con demasiado sacrificio y sufrimiento.
Print Friendly, PDF & Email