AERCA sugiere que los comercios abran normalmente para el Día de Villa María

Franco Monetti, presidente de la Asociación de Empresarios de la Región Centro Argentino (AERCA), dijo que desde la entidad que dirige se ha recomendado a los comercios de la ciudad abrir con normalidad el 27 de septiembre, Día del Aniversario de Villa María.

La sugerencia se dio en virtud de la disyuntiva de los comerciantes de no trabajar dos jornadas consecutivas, debido a que el 26 de setiembre se celebra el Día del Empleado de Comercio.

Monetti sostuvo que desde AERCA sugieren que el 26 de septiembre los comercios no abran, acatando las disposiciones del feriado nacional.

“El abrir o cerrar los comercios para el Día de Villa María es una discusión que se viene dando desde hace unos años, porque la jornada anterior es el Día del Empleado de Comercio. Cuando cae en fin de semana no hay tanto problema, pero cuando cae en días hábiles, la Municipalidad y el Centro de Empleados de Comercio no han logrado que las grandes superficies cierren las puertas”, explicó el titular de AERCA.

“El criterio de la institución es el mismo que venimos teniendo todos los años, el Día del Empleado de Comercio, como cualquier día de otro sector, es un día que han ganado y les corresponde como feriado, por lo tanto los comerciantes saben cuáles son las condiciones para afrontar lo que se hace en esa jornada. Sí, de acuerdo con sus empleados, logran que lo trabajen, tendrán que pagarle doble, es una negociación entre los dueños de comercios y empleados. Lo que pasa es que en Villa María al día siguiente es el aniversario de la ciudad y se produce esta discusión”, señaló.

“Lo que desde AERCA planteamos es que se respete el Día del Empleado de Comercio, más allá de que al otro día sea el cumpleaños de la ciudad, porque en este caso no es feriado nacional, sino que es una jornada no laborable”, indicó.

“En general, los comerciantes están de acuerdo en no abrir, lo que sucede es que las grandes superficies, que son empresas nacionales, abren y hacen trabajar a sus empleados, por lo que se da que unos trabajan y otros no, se quitan clientes y se pierden ventas. Lo que deberían hacer desde el municipio o desde el Centro de Empleados de Comercio es acordar que el Día de Villa María es no laborable y no trabajarlo”, sostuvo Monetti.

“Los comerciantes no quieren perder de trabajar dos días de la semana y, ante la situación de que el Día del Empleado de Comercio es feriado y se paga doble, prefieren trabajar uno de los dos y que sea el Día de Villa María, al que la ley no exige pagar doble. La ley establece que deben pagarse doble aquellos feriados reconocidos a nivel nacional”, remarcó.

“Nosotros no tenemos otra facultad más que sugerir, no podemos exigirle a nuestros socios si tienen o no que trabajar, por lo que la decisión final es de cada comerciante”, subrayó Monetti.

 

Print Friendly, PDF & Email