Inicio Locales “Es un gran paso en una problemática que necesita de acciones concretas”

“Es un gran paso en una problemática que necesita de acciones concretas”

0
“Es un gran paso en una problemática que necesita de acciones concretas”
Como parte de la agenda por el 8 de marzo, las mujeres se reunieron para compartir historias de vida

Equidad de género – La edil habló sobre los aspectos más importantes del proyecto de ley que ingresó al Congreso

Karina Bruno elogió la iniciativa que busca un avance en políticas de equidad de género y dijo que apuntar a la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres en el ámbito laboral le parece “un acto de estricta justicia”

“Las manifestaciones y expresiones sucedidas durante el último Día Internacional de la Mujer congregaron en Argentina y en el mundo a miles de mujeres en torno a consignas que clamaron por la equidad e igualdad en diferentes aspectos con el género masculino. Como elemento indiscutible de lo que será un antes y un después en la historia, el 8 de marzo pasado encontró a la sociedad en un contexto donde el presidente Mauricio Macri decidió abrir el debate para que la despenalización del aborto sea tratada en el Congreso. Al mismo tiempo, y en el día de conmemoración de la mujer, Macri anunció el envío de un proyecto de ley orientado a equiparar los aspectos en torno a la vida laboral que aún marcan diferencias entre hombres y mujeres. Este es un gran paso en una problemática en la que se necesitan acciones concretas”, sentenció la concejala del PRO del bloque Juntos por Villa María, Karina Bruno.

La edil mencionó los aspectos más sobresalientes del proyecto de ley que ingresó en la Cámara de Diputados el 12 de marzo pasado

“Uno de los puntos más interesantes que prevé el texto del proyecto es la modificación de la Ley de Contrato de Trabajo. En el marco de buscar la igualdad, el artículo 172 establecerá ahora -de ser aprobada la ley- que los contratos individuales, las convenciones colectivas de trabajo y las reglamentaciones autorizadas no podrán establecer ningún tipo de discriminación en el empleo fundada en el género o el estado civil del trabajador”, señaló.

“Me parece un acto de estricta justicia. Hay un promedio en el mundo de que los hombres ganan un 33% más que las mujeres y en realidad el salario debe ir relacionado directamente a la capacidad, no al género”, expresó la edil con respecto a este tema.

Acerca de las relaciones laborales y lo que el proyecto estipula, Bruno también sostuvo que “hay que equiparar las condiciones de contrataciones para las mujeres que a veces es otra limitante, pero en cuanto al salario, por igual trabajo, igual remuneración”.

El texto del documento ingresado en Diputados la semana pasada aborda además el rol de la mujer dentro de las actividades sindicales y expresa que las asociaciones sindicales deberán adoptar las normas estatutarias pertinentes para garantizar la igualdad de género hacia el interior de sus organizaciones.

“Si hay un ámbito donde está atrasadísima y es evidente la desigualdad hacia la mujer es en la representación sindical”, manifestó Bruno.

“No solo en los grandes gremios nacionales sino también en sus delegaciones locales es mínima la representación a través de las mujeres”, afirmó y dijo que el panorama no solo se da en situaciones de liderazgo sino “en los estamentos de conformación de sus comisiones directivas”.

Tras abordar la cuestión del cupo para mujeres, Bruno dio su opinión al respecto y dejó en claro que “hasta que no haya una igualdad real, el cupo permite hacer efectiva la participación de la mujer”.

“Macri adelantó el 8 de marzo último algunas de las reformas que conformarían el proyecto. Una de las mencionadas es aquella que extiende la licencia por paternidad. La ley permitirá -en caso de ser sancionada- que el trabajador, cualquiera sea su género, goce de 15 días de licencia de corrido luego del nacimiento. Esto implica que la mujer será acompañada por el padre del niño o niña, que podrá ausentarse del trabajo sin que le efectúen descuentos en sus haberes”, destacó.

“Creo que la instalación de la agenda de la mujer es una conquista que viene de las bases hacia arriba y que la dirigencia ha tomado conciencia acerca de la necesidad de este tema”, consideró Bruno sobre la relevancia que tomó la temática desde hace un tiempo a esta parte.

“Me siento orgullosa de ser parte de un espacio donde su presidente lo pone no solo en la agenda de discusión política, sino en la agenda real, la legislativa”, sostuvo la concejala.

Respecto a la dinámica con que se anunció e ingresó el proyecto para su debate, Bruno puntualizó que el reclamo “únicamente se puede hacer efectivo traduciéndose en leyes que lo tornen real” y reiteró: “Lo que rescato del presidente es que esa agenda no queda solamente en la discusión política sino en la real del Legislativo para poder transformarla en normas concretas para que como mujer tengamos las herramientas para poder exigir la igualdad y el respeto de los derechos”.

Además, la edil cuestionó que falten “llamadas a la acción” en las provincias e incluso en la ciudad para que realmente se consoliden políticas tendientes a reconocer los derechos de las mujeres y consideró que “la dirigencia se tiene que comprometer en llevar adelante la agenda que también la sociedad va marcando. Hay que salirse de la mera discusión y pasar a acciones concretas”.

 

Jornada de reflexión

En otro orden, Bruno recordó que dentro de la agenda preparada para conmemorar el Día Internacional de la Mujer, el PRO Villa María concretó un encuentro de reflexión con mujeres.

El evento estuvo destinado a compartir pensamientos sobre el significado de la fecha y socializar experiencias de vida.

El encuentro se realizó en la costanera de Villa María, en inmediaciones del Cristo Redentor y congregó a mujeres de todas las edades. En el lugar estuvieron presentes también el legislador provincial del PRO Darío Capitani y el concejal Omar Coutsiers.

La reunión dio lugar además para que las mujeres que lo deseaban compartieran experiencias de vida.

Para concluir la tarde, el grupo de teatro Metamorfosis interpretó la obra “El tiempo de las mandarinas”, de Rafael Nofal, que busca representar la despersonalización y esclavitud de las mujeres que están en situaciones de trata sexual.

Print Friendly, PDF & Email