Inicio Suplementos Entre Perros y Gatos Otro hecho lamentable

Otro hecho lamentable

0
Otro hecho lamentable
El maltrato animal no tiene fin… Y apenas muy poquitos condenados (foto ilustrativa)

En Dalmacio un hombre le disparó en la cabeza a un perro que se encuentra internado en Villa María. Por el caso se allanó una vivienda y se secuestró una escopeta. ¿Habrá justicia?

Un hecho que indigna se vivió el sábado, en Dalmacio Vélez, donde un perro fue herido con un arma de fuego y se labraron actuaciones por la Ley Sarmiento, por el cual hasta se realizó un allanamiento.

La Policía informó que recibió la denuncia “de un ciudadano mayor de edad que, encontrándose realizando tareas laborales, sintió un disparo de arma de fuego y seguido un ladrido en forma de llanto de un perro”.

Posteriormente, el vecino observó que, a media cuadra del lugar donde se encontraba, se movía otro hombre, quien al parecer habría efectuado el disparo de arma de fuego sobre el animal.

El denunciante remarcó que fue en ese momento cuando vio a un perro mestizo, de color blanco con marrón, herido en su cabeza y perdiendo sangre.

Ante la Policía, el hombre también remarcó que trató de ubicar al dueño del perro y, al no encontrar a nadie, llamó a la encargada de la Asociación Protectora de Animales, quien finalmente trasladó al animal a una veterinaria villamariense, donde quedó internado.

 

Allanamiento

Un día después del hecho y por orden judicial la Policía allanó una vivienda y secuestró la escopeta del dueño, quien está sospechado de haber efectuado el disparo contra el animal.

El hombre no fue detenido y la Policía envió el sumario a la Fiscalía interviniente de Villa María, a la espera de directivas.

La Justicia ahora espera la pericia para determinar si el arma es compatible y, de ahí en más, tomará una medida.

Lo lamentable es que se repiten los casos de maltrato animal y crueldad humana.

En la zona rural también se han registrado algunos casos parecidos. Así sea por adolescentes que creen ser graciosos dañando animales y dueños de campos por “cuestiones de seguridad”, se producen disparos -sin contemplaciones- contra perros vagabundos o con dueños que salen a pasear.

También se ven seguido carruajes muy pesados, con varias personas arriba, tirados por un caballo.

Proteccionistas y animalistas ya realizaron diferentes protestas y pedidos para que cambie la Ley Sarmiento o se legisle rápidamente de otra manera, pero todo sigue igual.

 

Print Friendly, PDF & Email